miércoles, junio 03, 2009

Tacos de adobada "Estilo Mochis".

Cierto dia, siendo yo apenas un mozalbete de 24 años, estaba en la Universidad de Sonora antes de que los maestros y los empleados de la UNISON fueran altaneros y quisieran hacer huelga y que se les paguen por no hacer nada, caminaba yo feliz hacia los AA tacos. Cual fue mi asombre y coraje al ver que estos se encontraban cerrados: “Chinguen a su madre pues” fue lo que pensé, así que al tomar la Nayarit para ir rumbo a mi hogar, de mi lado izquierdo alcance a divisar una carreta con una sombrilla gigante bastante roja. Como mi hambre era bastante decidí seguir a mi casa y me chingue un ceviche que había hecho mi madre.


Tiempo después al ir circulando por la misma vía, la carreta estaba en el mismo lugar y a la misma hora, por lo que pensé “ahora si voy a llegar”... y no, me fui a comprar una nieve al Trhifty. Paso casi todo el semestre y un día cuando boleaba mis zapatos en el Campo Bar, me acorde de los tacos en la esquina de Nayarit y Cuernavaca, por lo que armado con 4 vasos de helada y espumosa cerveza y unos zapatos relucientes decidí darles una oportunidad.

Si hubiese sabido que estaban tan buenos, hubiese cambiado el ceviche de mi madre: era un concepto que al menos para mi, estaba totalmente fuera de proporción; “¿Tacos de carne adobada de puerco? ¿En la mañana?” pensé, a lo que el taquero me vio con cara de que pedo con este vato y sin yo dirigirle la palabra me dijo: “Así es caballero, son de adobada… ¿Cuántos van a ser?”.

Y de hecho fueron 6 ese día. Una carne adobada, freída en harto aceite como tiene que ser, servida en doble tortillas de maíz taquera, calentada en comal también con aceite. Carne finamente picada, repollo y una salsa que no enchila que a mi ver esta hecha con caldo de frijoles, pero no he preguntado. Los tacos son deliciosos, solo 2 salsas, cebolla morada y limones como acompañamiento, con Coca Cola aunque es una lastima que sea de botella de plástico, pero nadie es perfecto.


Hay dos cosas que me gustan de este lugar, el fondo rojo que da la lona/sombrilla con el sol y los pichones que están comiendo como si fueran los perros o gatos de una taqueria cualquiera, pues aquí ahí pichones… aunque pensándolo bien esta medio asqueroso, porque los pichones son solo bolsas de enfermedades… bueno, no se fijen en los pichones. El caso es que los tacos están mas buenos que la chingada

Yo le daria 3.5 pichones de 5


Ubicacion